gripe-a.jpg

Corea del Norte no es un país que esté a salvo de la gripe A, por lo que debe tomar medidas para que la población no se vea con la gripe A. Ahora Corea del sur quiere colaborar con sus vecinos del norte, para que puedan tener tratamiento de la gripe A, algo que ha aceptado de sus vecinos y es algo muy sorprendente, ya que normalmente los norcoreanos no son de esos que aceptan la ayuda de los demás, aunque en este caso no pueden hacer nada, ya que su economía no está para hacer un gran gasto.

Es muy lógico pensar que sus vecinos ayuden a los norcoreanos, pero luego éstos no tienen respeto en ciertos momentos y tratan a sus vecinos como enemigos de una guerra que sigue latente entre ambos países, que en realidad es un mismo país que se partió en dos mitades. Esta ayuda con la gripe A podrá evitar que muchos campesinos se puedan ver afectados con esta enfermedad y es una forma de que el pánico no llegue hasta tierras norcoreanas, que es algo que sería muy malo para el líder.

Con esta ayuda de Corea del Sur se mantiene el nivel de salud como estaba y se evita que la Gripe A pueda entrar en el país. Por mucho que esté herméticamente cerrada al mundo, Corea del Norte no es inmune a este virus, porque lo que esta ayuda de los surcoreanos es algo muy importante y que han aceptado de buen grado. Es curioso señalar que cuando a los norcoreanos les conviene aceptar algo, no lo duda y lo aceptan, aunque luego el trato hacia los vecinos no es muy agradable.

Foto|Weblogs