corea-del-norte.jpg

La capital de Corea del Norte presenta un aspecto bastante desolador cuando llega la noche, sobre todo en las afueras de la ciudad y en las zonas más rurales de esta gran ciudad, sobre todo porque las luces lucen por su ausencia y desde luego no es un aspecto muy seguro que presenta esta ciudad durante toda la noche, aunque curiosamente siempre hay una luz encendida a las afueras, ya que la placa con la fotografía de los dos líderes permanece bien iluminada, mientras que el resto de caminos está a oscuras.

Esto es una muestra más de lo que al líder le importa los ciudadanos pobres de su país, algo que ya sabíamos, pero es uno de los muchos aspectos que deja claro que este país no es ni mucho menos recomendable para vivir y de hecho los norcoreanos están deseando salir en cuanto tienen una ocasión para hacerlo. Las noches en buena parte del país son noches completamente a oscuras, algo que llama la atención para un país como Corea del Norte, donde además de poca iluminación, hay apagones de vez en cuando en las zonas donde hay luz.

Corea del Norte no es precisamente un país que mire por el bien de sus ciudadanos, sino que mira por el bien del líder y de las pocas personas de su confianza que tiene a su cargo, que desde luego son los grandes privilegiados de este país, mientras que el resto de los ciudadanos viven en la más absoluta oscuridad, algo que es una realidad palpable.

Foto|About